Electroestimulación y punto motor

La electroestimulación muscular (EEM) consiste en ejercitar la musculatura por medio de impulsos eléctricos. Los impulsos eléctricos los genera un dispositivo (electroestimulador) el cual transmite el impulso por medio de electrodos en la piel próxima a los músculos que pretendamos estimular.

Lo que hacemos con el electroestimulador es imitar al sistema nervioso central al enviar órdenes a los músculos  para causar la contracción muscular.

 

La EEM es utilizada por deportistas como parte de su entrenamiento ,ya sea en fortalecimiento muscular o en programas de recuperación, o fisioterapeutas, ya sea para rehabilitaciones tras unas larga inmovilización, hemiplejías o para aliviar dolores crónicos o agudos.

Pero no hay que olvidar que la electroestimulación siempre será una parte complementaria del entrenamiento o tratamiento fisioterápico.

El punto motor es aquel punto en el que el nervio motor penetra en el músculo y lo inerva, por lo que en la estimulación eléctrica producirá la contracción del músculo con su máxima eficacia. La localización del punto motor es muy importante para la eficacia del tratamiento o entrenamiento a realizar con el electroestimulador.

Para ver de una forma más visual como localizar el punto motor adjunto un vídeo en que en la segunda mitad del vídeo realizamos la localización:

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.